Ocho consejos para cuidar los pies en verano

Con la llegada del verano y las altas temperaturas nuestros pies, que han pasado meses escondidos, salen a la luz. Es también el momento de paseos descalzos por la playa, baños en la piscina o largas caminatas bajo el sol. El calor, andar descalzos en lugares públicos, el uso de un calzado inadecuado, la sudoración excesiva o una higiene incorrecta pueden causarnos problemas. Por ello, te ofrecemos una serie de consejos para cuidar los pies en verano.

En la piscina siempre con chanclas

Para evitar molestas infecciones de hongos y la aparición de papiloma utiliza siempre chancletas de goma a la hora de andar en piscinas, gimnasios, campings… y en general evita andar descalzo en espacios públicos.

 

Seguro salud - Activa

 

Usa sandalias que sujeten tu pie

A la hora de caminar procura utilizar calzado que ofrezca una buena sujeción a tu pie. Si son sandalias, deben tener tiras para aumentar la sujeción, de manera que sea el calzado el que sujete el pie y no al revés. Además, elígelas con un mínimo de tacón y cierta amortiguación.

Seca siempre bien tus pies

Una correcta higiene es fundamental a la hora de cuidar los pies. En este sentido es fundamental secar los pies correctamente después de la ducha. Debes hacerlo sin descuidar la zona entre los dedos y la zona de los pliegues que unen los dedos a la planta.

Corta tus uñas rectas

También debes prestar atención a las uñas y cortarlas adecuadamente. La manera correcta es darles forma recta y sin meterte en las esquinas de las uñas.

cuidar los pies en verano

Hidrata tus pies a diario

Para mantener la piel de tus pies con un nivel óptimo de hidratación acostúmbrate a aplicar a diario una crema hidratante. Son especialmente indicadas las cremas que contienen urea. Aplícala después de la ducha. De esta forma evitarás que tus pies se sequen y que aparezcan antiestéticas grietas en los talones.

Protege tus pies en verano del sol

A la hora de cuidar los pies en verano, la protección solar es fundamental. Los pies quedan expuestos al sol por primera vez en unos diez meses. Situación que los hace especialmente vulnerables a las quemaduras. Presta especial atención al dorso del pie, ya que es una zona que suele dejarse desprotegida y también necesita de la aplicación de protección para no quemarse.

Utiliza antitranspirantes

El sudor es otro de los enemigos de tus pies en verano como consecuencia de las altas temperaturas. Después de lavar y secar adecuadamente los pies, puedes utilizarse un antitranspirante (no un desodorante).Un sudor excesivo puede hacer que se agriete la piel entre los dedos.

No abuses de los pintauñas

En general, no recomendamos usar esmaltes durante el año porque debilitan mucho la uña pero puede hacerse una excepción en los meses veraniegos que los dedos quedan más al descubierto. A la hora de pintar las uñas hay esmaltes que están mejor diseñados que otros pero sí que desaconsejamos el uso de los llamados esmaltes permanentes. Se trata de productos muy difíciles de quitar y que, en consecuencia, debilitan mucho más las uñas. Además, en caso de sufrir una infección por hongos el uso de esmaltes va a hacer que empeore.

Gabriel Aguirrezabal Podología IMQGabriel Aguirrezabal
Podólogo de la clínica IMQ Doña Casilda

+ No hay comentarios

Añadir uno