¿Por qué debo contratar un seguro de accidentes?

Los accidentes son, por desgracia, más frecuentes de lo que pensamos. Según las estadísticas, se produce uno cada 7 minutos. Además, un accidente siempre tiene consecuencias, la gravedad de las cuales dependerá directamente de la gravedad del suceso, pero, sea como sea, nos afectará a nosotros y a nuestra familia.

Cuando sufrimos un accidente las lesiones pueden ser leves, en cuyo caso nos recuperaríamos con curas o tiempo corto de hospitalización o rehabilitación. O graves, por lo que necesitaríamos un periodo largo de recuperación pudiendo afectar a nuestras actividades y responsabilidades diarias; o, en el peor de los casos, llegar al fallecimiento.

Por lo tanto, es preciso protegernos y proteger a nuestra familia antes tales situaciones con un seguro de accidentes, porque nunca sabemos cuán grave puede llegar a ser ni las lesiones que este nos pueda ocasionar.

¿Qué es un seguro de accidentes?

Se trata de un tipo de contrato que protege a los asegurados, en el caso de que estos sufran un accidente. De esta forma, los individuos que disfrutan de la cobertura no tendrán problemas derivados de las consecuencias del accidente en estos aspectos.

Para que este contrato pueda ser válido, el accidente sufrido debe cumplir una serie de requisitos:

  • Debe ser externo y ajeno a la voluntad del asegurado
  • Debido a una causa violenta, súbita y externa.

La contratación del seguro de accidentes puede ser sobre una o varias personas. Y resulta verdaderamente oportuno, sobre todo, para cubrir este tipo de situaciones:

  • Incapacidad permanente. Se pagará una indemnización al asegurado si las consecuencias del accidente le producen una -incapacidad permanente.
  • Fallecimiento. La compañía aseguradora indemnizará a los beneficiarios designados por el asegurado cuando fallezca por causa de un accidente.

Como hemos dicho, para que la aseguradora pueda indemnizar las anteriores circunstancias, el accidente  debe ser violento, súbito, externo y fortuito, ajeno a la intencionalidad del asegurado, que produzca una lesión corporal de la que se derive una -incapacidad permanente parcial, o una -incapacidad permanente total que incapacite al asegurado para todo trabajo o actividad, o la muerte. No se consideran accidentes:

  1. La cardiopatía isquémica (infarto de miocardio o angina de pecho) excepto que se recoja expresamente en Condiciones Particulares, el accidente vascular cerebral (ictus, apoplejía o embolia cerebral), la epilepsia, el síncope, el aneurisma y en general todo tipo de enfermedad de cualquier naturaleza.
  2. Las operaciones e intervenciones practicadas por el asegurado sobre sí mismo.
  3. Los tumores, varices, hernias, distensiones, roturas musculares o lumbago, salvo que sean originados como consecuencia directa del accidente.
  4. La intoxicación alimentaria, la congelación y la insolación.
  5. Las lesiones causadas por rayos X, el radium y sus compuestos.

¿Por qué debo contratar un Seguro de Accidentes?

Nadie se imagina que puede llegar a sufrir un accidente, sin embargo la probabilidad de que nos ocurra es bastante alta, ya que todos los días estamos expuestos a muchísimos agentes externos que nos pueden llevar a una situación límite. Estar cubierto ante esta posibilidad es esencial para asegurar nuestro futuro y el de nuestra familia ya que podría incapacitarnos para cuidarles.

Con la contratación de un seguro de accidentes te garantizas:

  • Protección 24h, los 365 días del año.
  • Cobertura internacional.
  • Tarifas que se adaptan a la medida de cada cliente.
  • Altas indemnizaciones.

Confía en el Seguro de Accidente IMQ

En IMQ ofrecemos un seguro de accidentes que se adapta a las necesidades de cada persona, tengas o no un seguro con IMQ. Ofrecemos una alta protección a precios muy competitivos y que se adaptan a tu medida, por eso tenemos tres tipos de cobertura.

  1. Básica: El seguro que cubre tanto fallecimiento como -incapacidad permanente por accidente. Ambas garantías cubiertas y posibilidad de elegir el capital que deseas recibir: 30.0000, 60.000 o 90.000 €.
  2. Plus: Ofrece los mismos servicios que la cobertura básica, incluyendo además una indemnización en caso de fallecimiento por infarto de miocardio.
  3. Alta Protección: Es la cobertura en la que mayor indemnización se recibe en caso de fallecimiento por accidente y además con precios especiales para las familias.

En IMQ contamos con un amplio abanico de seguros de accidentes que se adaptan a tus necesidades para proteger y cuidar de ti y de tu familia. Entra y descubre todos los seguros para disfrutar de un bienestar completo en todas las etapas de tu vida y sigue al tanto de toda la información que te interesa en el Canal Salud.

 

IMQ Accidentes

+ No hay comentarios

Añadir uno