Accidente de tráfico, ¿cómo debo actuar?


Puede que en alguna ocasión hayamos presenciado o sido parte de un accidente de tráfico. Conocer algunas normas básicas de seguridad y el procedimiento que se debe seguir nos ayudará a saber cómo actuar en estos casos.

Cuando se produce un accidente de tráfico están obligadas a intervenir todas aquellas personas que lo presencien y que estén implicadas en él.

Se debe, de hecho, seguir un protocolo de actuación en caso de existir un accidente de coche:

  1. Proteger: El coche debe detenerse lo antes posible y apartarse de la circulación para evitar un nuevo riesgo de accidente de coche.
  2. Avisar: El siguiente paso es avisar a las emergencias sanitarias, facilitando la mayor cantidad de datos posibles en cuanto a las personas heridas, lugar y otros datos relevantes, como número de heridos o coches implicados.
  3. Socorrer: Si se conoce alguna técnica de primeros auxilios y es requerida, puede ser de ayuda practicarla. Si no, se debe esperar al servicio médico. No se ha de mover a los heridos, quitar el casco en el caso de motoristas ni sacar a los accidentados del coche, salvo que sea necesario. Tampoco se debe administrar ningún líquido ni comida.
  4. Los implicados, si pueden hacerlo, también deben llamar  a la aseguradora lo antes posible cuando se produce un accidente de tráfico

Medidas de seguridad en un accidente de tráfico

Existen, además, unas medidas de seguridad que tienen que adoptar tanto los implicados en un accidente de coche, como los testigos si éstos no pudieran realizarlas:

  • Apagar el motor del coche.
  • Encender la luz de emergencia de los coches y, si procede, las luces de posición.
  • Colocar los triángulos de emergencia de forma que sean visibles desde 100 metros.
  • Si se debe andar por la calzada o salir a la misma, es necesario el chaleco reflectante (colocarselo antes de salir del coche)
  • En la medida de lo posible, no modificar nada del escenario del accidente de coche.
  • Si el accidente de coche se ha producido con otro tipo de vehículo como un camión, se deben maximizar las medidas de seguridad y averiguar qué mercancías transporta.

Indemnización por accidente, ¿quién puede reclamarla?

En un accidente de tráfico de cualquier tipo hay varias personas implicadas. A la hora de reclamar una indemnización se debe saber quiénes tienen ese derecho:

  • El conductor no culpable: Si el conductor no es culpable del accidente de coche tiene derecho a una indemnización. Este caso incluye también a otro tipo de conductores, como ciclistas.
  • Ocupantes del vehículo: Tanto en coches, como motocicletas, furgonetas o camiones, los ocupantes del vehículo siempre tienen derecho a una indemnización aun cuando el conductor de ese vehículo sea culpable del accidente de coche.
  • En caso de atropello: Si el herido es un peatón siempre tiene derecho a una indemnización salvo cuando se determine que el accidente es su culpa o se repartan las responsabilidades. En este caso las indemnizaciones se destinan a los dos de forma proporcional.
  • En caso de accidente de coche con fallecimiento tienen derecho a reclamar una indemnización los familiares de la víctima en función del grado de parentesco y otros factores como la dependencia económica familiar.

¿Qué tipo de indemnizaciones se pueden reclamar?

Dentro de las indemnizaciones reclamadas por un accidente de coche, existen varios tipos, dependiendo del accidente y del nivel de gravedad:

  1. Reclamación por daños personales:

Incluye todo aquel daño producido a conductores, pasajeros o peatones en un accidente de coche. Estos daños pueden ser tanto físicos como psicológicos y se valora en función de un baremo que determina los daños en base a si se produce una muerte, lesiones permanentes o incapacidad temporal.

  1. Indemnizaciones por daños permanentes:

La indemnización por secuelas de tipo físico, clínico y estético variarán en función de las características de la lesión, la edad y otros factores como las condiciones familiares de la víctima.

  1. Indemnización por incapacidad temporal:

Se valorará en función de si el accidente de coche produce una baja laboral que impide realizar no sólo esta actividad, sino cualquier actividad cotidiana, o si el accidente ha provocado una lesión que necesita un periodo de rehabilitación, pero no impide el desempeño de actividades cotidianas.

  1. Indemnización por daños materiales:

La indemnización por daños materiales en un accidente de coche incluye todos los efectos personales, siempre y cuando quede debidamente comprobado. En cuanto al vehículo, el conductor no culpable de accidente de coche, puede exigir la reparación del vehículo.

  1. Gastos:

En caso de gastos de funeral y entierro, cuando sean necesarios, siempre están cubiertos, salvo cuando el accidente de coche sea culpa exclusiva de la víctima.

La cuantía y plazos de las indemnizaciones por accidente de coche, dependerán del seguro contratado.

cómo actuar accidente de tráfico

 

Dr. Juan Mayor.

Director Médico de IMQ Prevención.

+ No hay comentarios

Añadir uno